La vida, muerte, resurrección y salvación de los niños.


ENSEÑANZAS DEL PROFETA JOSE SMITH
Fideicomisario —D.H.C. 4:517. (Febrero 21 de 1842.)



LA VIDA Y LA MUERTE, Y LA RESURRECCIÓN Y SALVACIÓN DE LOS NIÑOS

El presidente Smith leyó el capítulo 14 del Apocalipsis y dijo: De nuevo hemos oído entre nosotros la voz de amonestación, que nos indica la incertidumbre de la vida humana; y en mis momentos desocupados y meditando el asunto, he preguntado: ¿Por qué será que nos son arrebatados los pequeñuelos, los niños inocentes, especialmente éstos que parecen ser los más inteligentes e interesantes?

Las razones que con más fuerza llegan a mis pensamientos son las siguientes: Este mundo es un mundo muy perverso, y según el proverbio, el "mundo se está tornando más débil y más sabio"; si tal es el caso, el mundo se está volviendo más perverso y corrupto. En las primeras edades del mundo el hombre justo, el hombre de Dios dotado de inteligencia, tenía mejor oportunidad de hacer lo bueno, de ser creído y recibido que en la actualidad; mas en estos días la mayor parte de los habitantes de la tierra se oponen y persiguen mucho a esta clase de hombres, y tienen que sufrir numerosas aflicciones aquí.

El Señor se lleva a muchos, aun en su infancia, a fin de que puedan verse libres de la envidia de los hombres, y de las angustias y maldades de este mundo.

Son demasiado puros, demasiado bellos para vivir sobre la tierra; por consiguiente, si se considera como es debido, veremos que tenemos razón para regocijarnos, en lugar de llorar, porque son librados del mal y dentro de poco los tendremos otra vez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada